ANÁLISIS POLÍTICO ELECTORAL

La mitad de los jóvenes se quieren ir de Venezuela

La mitad de los jóvenes se quieren ir de Venezuela

Jul 1, 2017

El deseo de abandonar Venezuela sigue creciendo. Según un estudio realizado en conjunto por la Universidad de Vanderbily (Nashville-EEUU) y la Universidad Católica Andrés Bello (UCAB), 35% de los entrevistados tiene intenciones de vivir o trabajar en otro país a causa del deterioro de Venezuela.

María Gabriela Ponce, investigadora de la UCAB, explica que este resultado representa un incremento de 23 puntos porcentuales en comparación a los datos recopilados durante el año 2014 cuando apenas 12% de los ciudadanos manifestaba querer abandonar el país.

Aunque el estudio se realizó antes del inicio de las protestas por la ruptura del orden constitucional, Ponce destaca que al analizar el deseo de emigrar por rango de edad se descubre que un poco mas de la mitad del segmento más joven quiere vivir o trabajar en otro país.

El estudio refleja que 53% de los ciudadanos que se ubican entre los 18 y 29 años aspiran a irse de Venezuela durante los tres próximos años, mientras en el grupo de personas con edades que oscilan entre los 30 y 39 años al menos 40% de los ciudadanos aspiran a poder emigrar. Como es natural, a medida que aumenta la edad el deseo de abandonar el país disminuye, no obstante destaca que entre las personas que cuentan con edades entre los 40 y 49 años al menos 31% también quiere abandonar el país.

La emigración venezolana sigue manteniendo unas características únicas en comparación a la región porque la mayoría de las personas que quieren abandonar el país se encuentran en los estratos de mayor poder adquisitivo, o representan a tenedores de capital con una incidencia importante en el PIB del país. No obstante, a pesar de esta característica Juan Manuel Trak, investigador del Centro de Estudios Políticos de la UCAB, refiere que los datos del estudio demuestran que aún en las clases sociales en donde la emigración no es una opción, al menos 10% de los ciudadanos responden afirmativamente al consultárseles si quieren abandonar el país.

El estudio desarrollado en Venezuela por la UCAB en conjunto con la Universidad de Vanderbily forma parte del Proyecto de Opinión Pública de América Latina (Lapop), un proyecto de investigación desarrollado en 26 países desde el año 2004 que persigue evaluar las actitudes y conductas hacia la democracia de los ciudadanos de todas las Américas.

Para este estudio se ejecutaron en Venezuela 1.558 entrevistas en hogares entre los meses de octubre de 2016 y enero de 2017.

Ponce alerta que el estudio realizado antes de las protestas en contra de la ruptura del orden constitucional evidenciaba el temor de los ciudadanos por la escalada de violencia, al punto que 59,3% de los entrevistados consideraba que el nivel del conflicto era “alto o muy alto”.

Incluso durante los primeros meses del año 2017 el 73% de los venezolanos decía estar insatisfecho con la democracia. Los resultados del Lapop de hace una década muestran que 41% de los venezolanos declaraban estar insatisfechos con la democracia, lo que implica que este indicador se deterioró 32 puntos porcentuales en los últimos 10 años.

Antes de las decisiones del Tribunal Supremo de Justicia denunciadas como parte de la ruptura del orden constitucional 51% de los ciudadanos consideran que el país era poco o nada democrático.

Piden elecciones
La UCAB también presentó su más reciente estudio sobre las protestas en Venezuela. Benigno Alarcón, director del Centro de Estudios Políticos de esta universidad explicó que 78% de los ciudadanos aspiran a que se produzca un cambio por la vía electoral, aunque matizó que los resultados de las encuestas reflejan que los ciudadanos no consideran que la Asamblea Nacional Constituyente propuesta por Nicolás Maduro pueda catalogarse como solución electoral

Alarcón al comentar los resultados de un estudio de opinión nacional desarrollado por la empresa Delphos a 1.200 entrevistados en hogares entre el 15 y 29 de mayo de 2017 explicó que apenas 12% de los ciudadanos aspira a que se produzca un cambio a través de acuerdos entre la oposición y el Gobierno y solo 2% cree que el cambio de Gobierno debe generarse a partir de un Golpe Militar.

En el estudio se concluye que apenas 4,9% de los ciudadanos consideran que lo mejor para el país es la propuesta de Asamblea Nacional Constituyente.

1 de cada 4 jóvenes protesta
Según el estudio de la UCAB uno de cada cuatro jóvenes entre los 18 y 24 años asegura haber participado en protestas recientemente, mientras entre los ciudadanos que oscilan entre los 25 y 49 años uno de cada cinco ciudadanos admite haber protestado recientemente, mientras entre los mayores de 50 años la participación alcanza a uno de cada 10.

Según los datos comentados por Alarcón al menos 18,8% de los venezolanos admiten haber particpado recientemente en las protetas convocados por la oposición. ¿Esto es mucho o poco?. Alarcón recordó que distintos estudios académicos sugieren que movimientos articulados de acción no violenta en donde se movilizan entre 5% y 8% de la población han logrado conseguir cambios políticos relevantes.

Por otra parte destacó como factor relevante que la participación en las protestas ocurre en un entorno donde 75,7% de los venezolanos cree que existe mucho peligro en las manifestaciones, 15,7% algo de peligro y solo 6,1% poco o nada de peligro.

Las protestas como vía de cambio
Para 33,9% de los ciudadanos las protestas tienen mucho poder para lograr un cambio de Gobierno en Venezuela, mientras 16% piensa que las manifestaciones de calle tiene “algo” de poder e incidencia para lograr la sustitución del gobierno de Maduro.

No obstante, el estudio también demuestra que al consultarse a los ciudadanos el efecto concreto que tendrán las protestas que se desarrollan en el país no existe consenso sobre lo que se podrá lograr. Mientras 23,9% cree que provocarán el cambio del Gobierno, 23% considera que forzarán la realización de elecciones, 20% se teme que “todo quedará igual” y 22% está convencido que después de las protestas todo querdará peor.

El estudio también indagó sobre los aspectos que pueden ser motivadores para la participación en manifestaciones determinando el nivel de importancia de cada ítem y cuál es el prioritario para cada encuestado. El resultado es un índice que va de 0 a 1, donde cero es nada importante y 1 muy importante y quedó en evidencia el peso del liderazgo: que los líderes vayan al frente de la protesta obtuvo un puntaje de 0,64, la seguridad de que será pacífica 0,62 y el motivo de la protesta se ubicó en la tercera posición con 0,59.

468 ad
Loading Facebook Comments ...

¿Usted qué piensa?

%d bloggers like this: