ANÁLISIS POLÍTICO ELECTORAL

Desconfianza en la MUD aumentó con el proceso de diálogo

Desconfianza en la MUD aumentó con el proceso de diálogo

Dec 9, 2016

El proceso de diálogo en Venezuela ha tenido un impacto negativo en la confianza que tienen los ciudadanos en la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) especialmente entre los electores que, a pesar de definirse como opositores, no se identifican plenamente con esta alianza de partidos.

Según el último estudio nacional de Delphos 15,6% de los ciudadanos se definen como “chavistas restados con (Nicolás) Maduro”, mientras 10,8% reconocer ser chavista pero “descontento con Maduro”. En el caso del segmento de la población que adversa a la Revolución Bolivariana 34,8% de los ciudadanos asegura estar “resteado con la MUD”, mientras 9,8% asegura ser de oposición pero no se identifica con la MUD.

En este estudio 29% de los ciudadanos dice ser independientes y no estar identificado en este momento ni con el chavismo, ni con la oposición.

This slideshow requires JavaScript.

 

Al analizar el proceso de diálogo en Venezuela y la confianza que los ciudadanos tienen en la MUD 17% de los electores explican que ahora “confían más que antes”, mientras 31% sostiene que la confianza que poseía en la agrupación de partidos de oposición se mantiene igual. No obstante, para 24% de los ciudadanos el proceso de conversaciones entre Gobierno y oposición ha provocado que ahora tengan menos confianza en la alianza de partidos de oposición. Ante la pregunta si ahora confía más o menos en la MUD el 27,8% de los ciudadanos prefiere no responder.

Si la confianza en la agrupación de partidos de oposición se analiza por autodefinición política queda en evidencia el impacto negativo en los grupos en donde la organización tienen un apoyo frágil.

Entre el grupo de ciudadanos que se definen como “chavistas restados con Maduro” 50,8% asegura que ahora confía menos en la alianza de partidos de oposición; mientras entre los chavistas “descontentos con Maduro” 39% dice que ahora desconfía más de la MUD.

Por otra parte, en el grupo de ciudadanos que se definen como opositores, pero no se identifican con la alianza que agrupa a los 18 partidos nacionales de oposición en Venezuela, 40% asegura que después del proceso de diálogo confía menos que antes en la MUD, mientras 45% sostiene que sigue desconfiando igual en las acciones de este grupo de partidos.

En el caso de los independientes 19% dice desconfía más de la alianza, mientras 32% no ha variado su percepción y asegura que la desconfianza es “igual que antes”.

Confianza alta solo entre opositores identificados
Si se analiza en forma general la percepción que despierta la MUD entre los ciudadanos se descubre que 27% dice “confiar mucho” en esta agrupación de partidos, mientras 23% explica que “confía algo”, 19% sostiene que “confía poco” y 18,8% declara “no confiar en nada”.

Si la confianza que despierta la MUD en los ciudadanos se analiza por nivel socioeconómico se descubre que mientras más pobre sea el ciudadano, menos seguridad siente en las acciones de la alianza de partidos de oposición. Mientras 43,8% de los ciudadanos de la clase A-B dicen confiar mucho en la MUD, en la clase media esta percepción cae hasta 25%, mientras en el segmento D se ubica en 27% y llega apenas a 17,6% en el caso de la clase E.

El estudio también refleja que mientras más joven es el ciudadano, más confianza declarar tener en la MUD. En el segmento entre 18 y 24 el 39% de los ciudadanos asegura confiar mucho en la alianza de partidos, mientras 29% dice confiar “algo”. A partir de los 25 años quienes dicen confiar mucho cae a 25% de los ciudadanos, mientras que a partir de los 50 años el grupo de ciudadanos con certeza plena en las acciones de la MUD se ubica en 22%.

Sobre estos resultados se debe señalar que en el estudio nacional de Delphos se indica que el segmento entre los 18 y 24 años es el que muestra menor interés para estar enterado e informado sobre política.

La mayoría pide retomar protestas en las calles
Si se hace que los venezolanos escojan entre “estar en las calles luchando por un cambio”, “dialogar con el gobierno en búsquedas de soluciones” o protestar y dialogar la mayoría de los ciudadanos se inclina por la presencia activa en las calles.

Según Delphos 44,8% de los ciudadanos indica que prefiere ver a la oposición en las calles, mientras 20,8% sugiere que lo mejor es que la oposición dialogue con el Gobierno y apenas 15,8% sostiene que la mejor opción para los adversarios de la revolución bolivariana es combinar una agenda de lucha en las calles y diálogo con el chavismo.

Si la disyuntiva entre tomar las calles o mantener el diálogo se analiza por nivel económico sorprende que los ciudadanos más motivados a protestar se encuentran en las clases altas de la población. 65,6% de los ciudadanos de la clase A-B dicen que la oposición debe estar en las calles, este porcentaje baja a 43% en el caso de la clase media y disminuye hasta 32% entre los venezolanos más pobres. En el segmento de menos recursos económicos la opción que cuenta con mayor aceptación es la que sugiere que la oposición debe dialogar con el gobierno para buscar soluciones al colapso que se vive en el país.

Por otra parte, aunque los ciudadanos le dan cierta importancia a los logros parciales que se han alcanzado con el diálogo, esta percepción positiva es mayoritario solo entre los ciudadanos que se definen como opositores y se identifican con la MUD. En este grupo, 16% considera que los anuncios son muy importantes, y 63% los describe como algo importantes.

En el caso de los opositores que no se identifican con la MUD solo 5,9% creen que los logros del diálogo son importantes, mientras 45% sostiene que son “algo importantes y 35% se inclina a catalogarlos como poco relevantes.

Entre los ciudadanos que se definen como chavistas y se identifican con Maduro los anuncios sobre logros a través de la mesa de diálogo son muy importantes para solo 4,8% de los ciudadanos, mientras 20% consideran que son “algo importantes”.

Entre los chavistas que no se identifican con el Presidente el 58,7% dice que los logros del diálogo son “poco importantes”.

Por último, entre los independientes son mayoría quienes consideran que los avances son poco relevantes. Esta opinión la comparten 42% de los neutrales, aunque 36% se inclina por decir que los anuncios de logros parciales a través del diálogo son “algo importantes”.

Sin embargo, la opinión general es muy distante. Solo para 7% de los ciudadanos los logros del diálogo son muy importantes, mientras 41% los describe como “algo importantes”. Para el resto de los ciudadanos los avances que se atribuyen al proceso de conversaciones entre Gobierno y oposición son poco relevantes.

El estudio nacional de Delphos que consiste en 1.200 entrevistas en hogares realizó entre los meses de octubre y noviembre. Este estudio incluye la información referida a la definición política de los ciudadanos. El estudio de Delphos en que se analiza los avances del proceso de diálogo y la confianza que los ciudadanos tienen sobre la MUD se realizó entre los días 24, 25 y 26 de noviembre de 2016 y consistió en 400 entrevistas telefónicas. Este tracking no incluye la percepción que los ciudadanos puedan tener sobre la posposición hasta el 13 de enero de 2017 de las conversaciones entre Gobierno y oposición.

468 ad
Loading Facebook Comments ...

¿Usted qué piensa?

%d bloggers like this: